domingo, 4 de diciembre de 2011

RAID 5

Es el más versátil (y quizás el mas completo) de los tipos de RAID, a la vez que uno de los más utilizados, si no el que más. También es el nivel más eficaz, ofreciendo una gran tolerancia a fallos y una buena optimización del sistema. Graba la información en bloques de forma alternativa, distribuida entre todos los discos. 

A diferencia de RAID 4, no asigna un disco para la paridad, sino que distribuye ésta en bloques entre los discos, eliminando el cuello de botella que el tener un disco para la paridad supone. Si tenemos el número suficiente de discos, el rendimiento se aproxima al de RAID 0. 

Son necesarios un mínimo de 3 discos para implementar RAID 5, si bien el rendimiento óptimo se alcanza con 7 discos.