domingo, 27 de noviembre de 2011

¿Cómo implementar un sistema RAID?

Hay dos formas de implementar un sistema RAID, bien por software o bien por hardware. Un sistema RAID por software es mucho más económico que por Hardware, pero obtendremos un rendimiento menor y un alto consumo de CPU tan sólo para su gestión. En cuanto a RAID por hardware, evidentemente es mucho más costoso, pero obtendremos una mejora en el rendimiento, al descargar al sistema de buena parte de la gestión de los datos en los discos. 

Los RAID por hardware se suelen montar con discos SCSI y, sobre todo, con discos SATA. Sólo en controladoras económicas o de bajo rendimiento encontramos RAID sobre discos IDE. El único inconveniente de un sistema RAID por hardware es (aparte del costo) que añadimos un elemento más de riesgo al sistema (la tarjeta RAID), pero esto se subsana creando un sistema con varias tarjetas. Con esto, además de ganar en seguridad, también lo hacemos en rendimiento, y no debemos perder de vista que son sistemas pensados para su uso PROFESIONAL, en el que el costo queda relegado a un segundo plano. 

La mayoría de las placas base actuales soportan RAID (bien sobre discos SATA o sobre discos IDE), pero este suele ser vía Software, encargándose la BIOS de la placa base de gestionarlo. Hay placas base de gama media-alta y alta que incorporan RAID vía Hardware incorporado en la placa base.